background

Un príncipe en Nueva York 2

0
0 Votos
thumb Un príncipe en Nueva York 2

Akeem se entera de que tiene un hijo perdido hace mucho tiempo en los Estados Unidos y debe regresar a Estados Unidos para conocer al improbable heredero al trono de Zamunda. Una secuela de la comedia de 1988 'Coming to America'. Un príncipe en Nueva York 2

Critica:

verdaderamente triste. Es como en aquella otra en la que los protagonistas son espectros pero no lo saben; estos tampoco lo saben, pero tú sí. Sabes que estás viendo algo fantasmal, un intento por resucitar un humor que ya murió, un humor que es imposible en los absurdos tiempos de la corrección política. Y ese es el tema, Eddie Murphy como otros cómicos de su generación tenían chispa, eran ocurrentes, eran atrevidos... ahora son pura ortodoxia. Sencillamente no puedes hacer humor mientras rindes pleitesía a todas las obsesiones ideológicas del wokismo que infecta a las élites culturales americanas. No puedes hacer humor desde la ortodoxia y la sumisión más absoluta a la corrección política, es imposible. El espectáculo es tan triste, tan fallido y deprimente que duele. Algunos ejemplos:

-Toda la premisa de la película se basa en que una mujer se lo beneficia mientras estaba drogado, lo cual es una violación, pero se supone que es gracioso. ¿Imagináis la situación al revés?
-A los 15 minutos ya toca pildorita "antirracista" y antiblanca. Lo peor es que la escena ni resulta graciosa, ni novedosa, ni ocurrente, ni absolutamente nada, no es mas que un triste peaje a la nueva ortodoxia instaurada por el establishment americano. Lamentable.
-Cinco minutos después, pildorita "feminista": el protagonista le reprocha a unos ancianos sus quejas por no poder tocar a las mujeres cuando les dé la gana. La palabra sexista aparece continuamente y la inevitable escena en la que una mujer empoderada apaliza a un buen puñado de hombres, también; por supuesto con golpes en las pelotas, faltaría más.
-Evidentemente ni un sólo chiste que pueda, ni mínimamente, considerarse machista, racista, homófobo.. y ofender a alguna "minoría". Considerando que la palabra minoría curiosamente incluye mujeres, negros, asiáticos, gais.. (o sea al 90% de la humanidad más o menos), como comprenderéis, las opciones para el humor quedan bastante limitadas.

También te puede interesar

Download Links